El headhunting es un método de selección de personal diferente al habitual en el que se realiza un proceso de búsqueda activa de candidatos, en lugar de esperar a que estos se postulen a la oferta laboral. Para ello se recurre al denominado headhunter, el cual va a la “caza” del candidato ideal. Esto permite encontrar a profesionales muy cualificados y con un alto nivel de experiencia.A la hora de contratar personal, especialmente cuando se trata de directivos y/o perfiles muy especializados, puede ocurrir que las empresas no encuentren a los profesionales que buscan. Es en estos casos cuando es posible optar por el headhunting, un sistema de reclutamiento de trabajadores dentro de la Administración de Recursos Humanos en el que se contrata a alguien externo a la organización para que busque al candidato idóneo.

El headhunter: figura clave en la captación de talento

El objetivo del headhunter es identificar, contactar y atraer a profesionales con un alto potencial para el puesto de trabajo en cuestión, de forma que se pueda hacer una selección más eficiente y acertada.

Búsqueda activa y contacto con los profesionales

Para ello, se realiza un análisis exhaustivo de las características y competencias necesarias para el puesto, se establecen los criterios de selección y se realiza una búsqueda activa de candidatos a través de diferentes canales. Una vez se identifica al candidato adecuado, se realiza una entrevista de selección como es la entrevista por competencias para confirmar si reúne todas las características y competencias necesarias.

Convencer

Otra de las funciones del headhunter es convencer a estos profesionales para que acepten una oferta de trabajo. Estas personas suelen ocupar cargos directivos o técnicos en empresas, por lo que no están dispuestas a cambiar de empleo a menos que reciban una oferta muy atractiva. Por lo tanto, el headhunter debe ser una persona muy persuasiva y capaz de ofrecer un buen paquete de incentivos laborales, además de ser bueno investigando y disponer de una gran red de contactos para poder localizar a los mejores candidatos.

Fases del proceso de headhunting

Es importante destacar que el headhunting es una estrategia de selección de personal muy costosa, ya que requiere de dedicación y tiempo. Las fases del proceso que aplica son:Determinar qué perfil se necesita y cuáles serían las personas adecuadas para el puesto de trabajo en cuestión.Luego de determinar los objetivos, se realiza una investigación a fondo de los candidatos para diagnosticar si son adecuados para el puesto de trabajo.Una vez seleccionados los candidatos, se presenta a los clientes para que elijan al adecuado.Cuando ya se elige a la mejor opción para desempeñar el trabajo, se negocian los términos y condiciones del contrato de trabajo.Después de llegar a un acuerdo, se realiza la contratación inmediata para que empiece a desempeñar las funciones.Posteriormente, se realiza un seguimiento de los candidatos para asegurarse de que están cumpliendo con las expectativas y están satisfechos con su nuevo puesto.

¿Cómo ser headhunter?

Para poder desempeñar el puesto de headhunter es recomendable contar con estudios de Licenciatura en Recursos Humanos, Psicología Marketing, Relaciones Públicas o carreras similares. Así mismo, es importante contar con experiencia en el área de selección de personal y de recursos humanos. En este sentido, es recomendable formarse con una Maestría en Recursos Humanos para aprender a identificar las características, habilidades y destrezas de los candidatos adecuados, además de establecer y mantener buenas relaciones con ellos.